C/ Félix Aramburu, nº 5, 5º A, 33007, Oviedo (Asturias) | 625 71 53 11

Miraba desde arriba

450,00

Hay existencias

Era un día que jamás pensé vivir. Las ramas desnudas del tronco azul me cogían por la espalda, y me cantaban salmos desconocidos que me levitaban. Tenía que cortarlas. Y el cuchillo que tenía en la mano cobró vida.
Una a una, fueron cayendo a mis pies. Bajaban húmedas y teñidas de azul. El respirar sus efluvios hizo que mis ojos se ensombrecieran, y todo a mí alrededor se volvió amarillento.
Al final solo quedó el tronco desnudo, tan alto que partía el paisaje por la mitad, y tan negro que la luz se quedaba a dos metros de su corteza, parada en seco y sin colores que llevarle.

Me senté a sus pies, y al mirar hacia arriba, una rama que sobresalía muy estirada de los árboles que tenía a mi espalda, se agitó nerviosa, y como si de su traductor se tratara, un pequeño cuervo me habló:
─ Nunca nadie, en cien años, se atrevió a subir a este lugar seco. Treinta llevo guardando este árbol, treinta años antes mi padre y treinta años antes el suyo. Recorro todos los días…

Disponible

Categoría:

Descripción

Era un día que jamás pensé vivir. Las ramas desnudas del tronco azul me cogían por la espalda, y me cantaban salmos desconocidos que me levitaban. Tenía que cortarlas. Y el cuchillo que tenía en la mano cobró vida.
Una a una, fueron cayendo a mis pies. Bajaban húmedas y teñidas de azul. El respirar sus efluvios hizo que mis ojos se ensombrecieran, y todo a mí alrededor se volvió amarillento.
Al final solo quedó el tronco desnudo, tan alto que partía el paisaje por la mitad, y tan negro que la luz se quedaba a dos metros de su corteza, parada en seco y sin colores que llevarle.

Me senté a sus pies, y al mirar hacia arriba, una rama que sobresalía muy estirada de los árboles que tenía a mi espalda, se agitó nerviosa, y como si de su traductor se tratara, un pequeño cuervo me habló:
─ Nunca nadie, en cien años, se atrevió a subir a este lugar seco. Treinta llevo guardando este árbol, treinta años antes mi padre y treinta años antes el suyo. Recorro todos los días(…)

55cm  x 46cm

Ir a Arriba